Yely's BLOG

Debunking
6 Common Excuses to Not Practice Yoga

“Every time I show up to my yoga practice, I allow myself to simply be. My yoga mat is my neutral and sacred ground to heal my body, my mind and my spirit. All judgments about anything and everything melt away as I focus on my breath and my body’s sensations. It’s there in my mindful yoga practice where I reconnect with my inner being and start to enjoy the feelings of peace coming from within” – Yely Staley

By Yely Staley
September 26, 2016

I got to say that there are a lot of articles out there that do a great job in addressing this fascinating topic, even from the scientific community, which I highly recommend you search, read and educate yourself in the matter. Nevertheless, I decided to contribute to the topic as it seems that the misunderstandings, misinformation and misconceptions of the practice of yoga are still out there despite hundreds of articles, and studies; and to be honest, it saddens me because some people are very quick to judge and deny the alternative of practicing yoga for better health. Instead of trying a more sustainable alternative to recover health, they will rather jump even quicker and start taking pills, drugs and sometimes unnecessary extreme medical procedures, without even really considering the consequences and endless side effects of it

 "Yoga is not a work-out, it is a work-in. And this is the point of spiritual practice; to make us teachable; to open up our hearts and focus our awareness so that we can know what we already know and be who we already are.” — Rolf Gates                                         

I’ve been practicing yoga for over a decade and teaching it full time for almost a year now and I continue to hear the same old excuses over and over and over again. So here is my response to each common excuse to not practice yoga.  Enjoy it!

Excuse #1: “I am not flexible”
I truly understand this point of view, trust me I do because it makes sense but it’s not true! Have you ever seen and “inflexible” baby? Take your time thinking. No, right? And that’s because we are all born flexible! We just loose our natural flexibility because for one reason or another we stop stretching which by the way, is a wonderful way to “help improve [our] flexibility, and, consequently, [our] range of motion in [our] joints. Better flexibility may improve [our] performance in physical activities or decrease [our] risk of injuries by helping [our] joints move through their full range of motion and enabling [our] muscles to work most effectively.” The benefits of stretching are so common knowledge that the previous quote was founded on Wikipedia.

So stretching is actually good for us and it helps the body to stay lubricated and mobile. If we stop stretching we lose our natural flexibility. If you think this is your case, then practicing yoga actually will help you regain your natural flexibility. To avoid yoga because you are not flexible would be like avoiding the gym because you are too weak to lift weights.  So my suggestion to you is to go to a beginner’s yoga class and start practicing yoga for a healthier body. You will be surprised with just how flexible you really are!

Excuse #2: “I am not strong enough”
Unless we move our body, use and engage our muscles correctly, we will eventually become weaker. If we don’t use our muscles, we eventually lose them along with our strength. Thus, practicing yoga teaches us how to engage and use the muscles of our entire body. As we practice the “asanas”, physical postures, our muscle memory begins to awaken, which is another wonderful positive benefit of practicing yoga; it starts to develop healthier body mechanics and even the brain cells. With a dedicated and constant yoga practice, the body reacts and the muscles learn to stay active and eventually will start toning and becoming healthier and stronger. The practice of yoga has many different styles to please the demands of each individual. Practicing yoga regularly helps to develop strength, which helps to reduce weight, protects muscle mass and bone health, helps develop better body mechanics, and makes us stronger and more fit.

Many people constantly ask me what other exercises I do and they are surprised to learn that my only “fitness routine” is practicing yoga. That reaction is a clear misunderstand of yoga. Besides stretching, yoga helps us to learn how to support correctly and bear our own body weight in asanas, such as arm balances, handstands, backbends, downward facing dog, etc. which ultimately builds strength from within when using and activating our muscles anatomically intelligently; and that’s without going into details of the mental and emotional benefits when practicing these types of asanas. Developing strength mindfully comes from bringing our attention and awareness into our body sensations so we can connect our breathe with it as we respect and move as far as the body allows us during that particular practice; yet, true strength results are greatly appreciated with a constant and a regular yoga practice, the more yoga one’s practice the more results and benefits from it your health gains.

Excuse #3: “I am too old /young”
This excuse is directly related to the individual’s perception of age more than yoga itself. If we think we are too old to do anything, then that’s that.
I’ve lived in Florida, the state of retirees, and I have met very inspiring seniors that regardless of their age they like, enjoy, keep and maintain an active and fun lifestyle. And I have also met seniors that give up on life way too soon. To each her own, right?! However, to say one is too old or even too young to practice yoga is like saying one is too old or young to socialize. It’s in our nature to move, as humans we are meant to walk and so the practice yoga can be seen as a tool to help the body to move. Now days, we can find so many styles of yoga including yoga for seniors, chair yoga, yoga in the pool, restorative yoga, yoga therapy, yin yoga, and even yoga for kids and teenagers! Which is great because the sooner the practice the more chances of keeping and maintaining a healthy body and healthy mind.

Yoga adapts to the needs of each individual and will meet the individual in the same mental, physical and emotional place where the individual is currently. Yoga is not and never will be one size fits all. Did you know that as of today, the oldest yoga instructor is 98 years old? Her name is Tao Porchon-Lynch and she is the world's oldest living yoga teacher, recognized by the Guinness World Records since 2012. I sure hope to keep practicing yoga until the end of my days. So there again, yoga is a tool that helps the body to move, to keep the muscles, the joins, the brain, the breath, and the overall human body healthy, strong and fit…no matter your age.

Excuse #4: “I do not have the right body type”
Whether we are full size, athletic, short, tall, bony, muscular, etc… it really doesn’t matter! I really enjoy and like when my classes are filled with students of all ages and body types. It’s such a beautiful thing to see the uniqueness and yet the equal strength and flexibility of a healthy human body moving with complete harmony with its own breathe and pace. No one is too anything to practice yoga and benefit from it. All body types will benefit from the practice, not only physically but also mentally, emotionally and spiritually. The practice of yoga helps to develop our self-esteem, our acceptance and love for ourselves, develops self-compassion and a deeper and richer relationship with ourselves, regardless of our body type.

Excuse #5: “Gender/Race/Social Status”
Yoga is not exclusive to men, like it may seem in the eastern culture, or to women like it may seem in the western culture. Yoga is not exclusive to privileged individuals and is definitely not exclusive to one type of human race. Yoga is available, accessible, reachable and open to every single human being despite their background. In reality, all we need in order to practice yoga is the will power to do so, to be humble to learn, to be open minded to allow the practice to teach us new things about ourselves and to be committed with ourselves and our practice. Good news, more and more yoga instructors are teaching and sharing the practice of yoga with organizations and individuals who want to spread the healthy benefits of a regular yoga practice. Yoga continues to spread beyond race, gender, and social status, as it’s been taught in prisons, schools, parks, hospitals, government and corporate offices.  In the United States of America, there is currently efforts at the Congress level to pass a bill named the “Personal Health Investment Today Act” or “PHIT Act” which, if and when its passed, will provide more Americans with a reason to improve their health through physical activity.

Excuse #6: “Yoga is a cult or a religion”
Out of the 6 excuses here exposed, this one I will say is the one that is further from the truth and honestly makes me laugh. It really does! There is
some level of ignorance in this statement and that’s the reason why I left this one for last.

Yoga is an ancient philosophy that most likely developed around the sixth and fifth centuries BCE, in ancient India. The word yoga “derived from the Sankrit word ‘yuj’ which means ‘to unite or integrate’, yoga is a 5000 year old Indian body of knowledge. Yoga is all about harmonizing the body with the mind and breath through the means of various breathing techniques, yoga postures (asanas) and meditation…” – Art o f living.  In the recent publication of the Newsweek Yoga Special Edition, it reads that “yoga itself is not a religion but its origins go far beyond the tangible real in its pure form”. However, it also says that yoga “is an ancient Hindu religion practice, which goal is to achieve spiritual liberation by joining one’s soul to the essence of the divine”

Therefore, like anything it is the human’s perception and fanaticism that could transform a simple yet complex philosophy into some sort of cult or religion. Nevertheless, yoga is not a cult and most definitely not a religion. It’s a lifestyle that teaches us to live in harmony with ourselves and our environment. So anyone, no matter their spiritual beliefs, can definitely practice yoga, no one should ever force you to cut your hand and drip blood on some magical bowl and bound your soul to some weird and crazy human god. Yoga is simply a journey of self-discovery, self acceptance and transformation that starts from within, from a place of inner balance, inner stillness and inner connection with our own spiritual being, which side effects happens to be the development of a healthier version of our human physical body as well as our mental and emotional health. Thus, as you can see yoga is simply a practice that involves the body, the breath and focus of the mind in the present moment known as mindfulness, which enriches us with all aspects of developing an overall wellbeing and enables us to become better humans as we reach the best version we can possibly be. From my eyes, there is nothing strange, weird or even wrong with it. More and more studies show that keeping a regular yoga practice helps to control, reduce and even eliminates issues such as body weight, anxiety, depression, bad posture, addiction, physical and emotional traumas, lack focus and concentration, sleep and eating disorders, post-partum disorders, physical rehabilitation, lack of happiness and so on.

If, after reading this, you feel curious and/or motivated to go to a yoga class, I invite you and encourage you whenever you can, to give it a try. My first advice will be to start by taking many different beginner yoga classes, with different yoga instructors and different styles of yoga. That way you can have a fair opportunity to explore and discover which style of yoga you enjoy the most at this moment in your life and expose yourself to different yoga instructors, so you can choose the one that resonates the most with you. And my final advice will be to enjoy the journey of your practice. Take your time but stay consistent and dedicated. Don’t rush it, it takes the fun away from it and you will miss the valuable lessons that yoga teaches us. You can also enjoy my article "Why Yoga?" and learned how I started my yoga practice, and another article "4 Steps To Keep Growing Your Yoga Practice" hoping that you find in them the inspiration you nedd to start your own practice.

If you would like to take ANY of my yoga and/or meditation classes please visit my Schedule. I also offer privates and online classes. It will be an honor to have you in ANY of my classes so we can practice together.

I wish you all the best and hope these words can be of help to you.  If you have any questions, please feel free to contact me. I am always happy to hear from you and help in any way that I can. Wherever you are, wherever you go, always be the light!

Namaste beautiful souls, 
Yely.
Blog en castellano
Escrito por: Yely Staley
26 de septiembre del 2016

 
DESENMASCARANDO LAS 6 EXCUSAS MÁS COMUNES PARA NO PRACTICAR YOGA

"Cada vez que me presento en mi práctica de yoga, simplemente me permito ser yo misma. Mi tapete de yoga es el único terreno sagrado y neutral que tengo para sanar mi cuerpo, mi mente y mi espíritu. Cuando me concentro en mi respiración y en las sensaciones de mi cuerpo, todos los juicios que pueda tener acerca de cualquier cosa, simplemente se desvanecen. Es allí, y en mi práctica consiente de yoga, cuando me vuelvo a reconectar con mi ser interior y empiezo a disfrutar de las sensaciones de paz que emanan desde mi ser interior”- Yely Staley.

Debo decir que existe una gran cantidad de artículos que abordan este fascinante tema y todos hacen un buen trabajo, incluso, hay unos que emanan de la comunidad científica los cuales recomiendo encarecidamente que busquen y los lean, para que así corroboren y se eduquen a sí mismos en este tema. Sin embargo, hoy he decidido contribuir con este tema, pues toda vez y no obstante haber cientos de artículos y estudios en el área, aún existen malentendidos, hay desinformación y hay percepciones erróneas en la práctica del yoga y, de todo lo cual y para serles honesta, me entristece mucho porque algunas personas juzgan muy rápidamente y niegan la práctica de yoga como una alternativa sostenible para mejorar y recuperar la salud, como así lo es, y en lugar de intentar acoger el yoga prefieren es usar métodos más rápidos tomando medicamentos, pastillas y sometiéndose a procedimientos médicos innecesarios y a veces extremos e incluso,  muchas veces sin considerar realmente las consecuencias y los efectos secundarios que generalmente de ellos se originan.

"…El yoga no es una sesión de ejercicios, es un trabajo interno y este es el punto de la práctica espiritual; enseñarnos a ser dóciles para abrir nuestro corazón y centrar nuestra conciencia para que podamos saber lo que ya sabemos y ser lo que ya somos." - Rolf Gates.

He estado practicando yoga durante más de una década y llevo enseñándolo tiempo completo, ya casi por un año, y aún sigo escuchando una y otra y otra vez las mismas viejas excusas para no practicar el yoga. Así que he aquí mis respuestas para cada una de las excusas más comunes que hay para no practicar yoga. ¡Disfrútalas!

Excusa #1: " Yo no soy flexible"
Yo verdaderamente comprendo esta excusa, y créanme que es así porque parece tener mucho sentido, pero ¡no es verdad! ¿Alguna vez ha visto a un bebé "inflexible"? Si te tomas el tiempo para pensarlo sabrás que no, ¿verdad? y eso es así porque ¡todos nacimos flexibles! Simplemente, perdemos nuestra flexibilidad natural porque, bien sea por una u otra razón, dejamos de estirarnos y lo cual, por cierto, es una maravillosa manera de "ayudar a mejorar nuestra flexibilidad corporal y el rango de movilidad en las articulaciones”. Una mayor flexibilidad corporal puede mejorar nuestro rendimiento en todas las actividades físicas y disminuiría los riesgos de lesiones, toda vez que ayudaría a que nuestras articulaciones se muevan a través del rango completo del movimiento y permitiría que nuestros músculos trabajen más eficazmente. Los beneficios del estiramiento ya son de conocimiento general y la cita anteriormente mencionada ya fué publicada en Wikipedia.

Así que el estiramiento es realmente bueno para todos pues ayuda a nuestro cuerpo a mantenerse lubricado y móvil. Si dejamos de estirarnos perderemos nuestra flexibilidad natural. Si piensas que este es tu caso, entonces el yoga te ayudará realmente a recuperar tu flexibilidad natural. Si evitas practicar yoga porque crees que ya no eres flexible, sería entonces como evitar ir al gimnasio porque estás demasiado débil para levantar pesas. Así que mi sugerencia para ti, es que vayas a una clase de yoga para principiantes y comenzarás así a practicar yoga para tener un cuerpo más sano. Te sorprenderá el descubrir lo ¡flexible que realmente eres!

Excusa #2: "Yo no soy lo suficientemente fuerte"
A no ser que movamos nuestro cuerpo, usemos y activemos nuestros músculos correctamente, con el tiempo seremos débiles. Si no usamos nuestros músculos, tarde o temprano los perdemos así como también nuestra fuerza física. Al practicar las "asanas" y posturas físicas, nuestra memoria muscular comienza a despertar, lo cual es otra de las maravillosas ventajas de practicar yoga regularmente, y asi es que empezamos a desarrollar de manera saludable el mecanismo de nuestro cuerpo como también en las células del cerebro. Con una práctica dedicada y constante de yoga, el cuerpo reacciona positivamente y los músculos aprenden a mantenerse activos y eventualmente, se tonificarán y se transformara en unos más fuertes y saludables. La práctica de yoga tiene muchos y diferentes estilos y puede complacer las demandas de cada persona. Practicar yoga con regularidad ayuda a desarrollar la fuerza, lo cual ayuda a reducir de peso, protege la masa muscular y la salud de los huesos, ayuda adesarrollar mejores mecanismos corporales, nos hace más fuerte y nos permitir estar en forma.

Muchas personas constantemente me preguntan acerca de, qué otros ejercicios hago y se sorprenden al saber que mi única "rutina de ejercicios" es practicar yoga. Tal reacción es el claro mal entendido que hay sobre el yoga. Además de estiramiento, el yoga nos ayuda a aprender a cómo apoyar y llevar correctamente nuestra propio peso corporal en las asanas, tales como en el balance de los brazos, paradas de mano, flexiones hacia atrás, la postura del perro boca abajo, etc., lo cual aumenta la fuerza interior cuando de forma usamos y activamos los músculos de manera anatómicamente inteligente; y eso es así sin llegar a entrar en detalles acerca de los beneficios mentales y emocionales que ofrece la práctica de este tipo de asanas.  El desarrollar una fuerza consciente, deviene del poner toda nuestra atención y conciencia en las sensaciones de nuestro cuerpo para que así poder conectar esas sensaciones con nuestra propia respiración y respetarlas tal y como son, para y asi poder movernos según el cuerpo nos lo permita durante esa práctica en particular; sin embargo, los verdaderos resultados de resistencia muscular se obtienen con una práctica de yoga regular y constante.  Cuanto más se practica el yoga más serán los beneficios y mayores serán resultados para nuestra salud, ya que recuperamos la fuerza al fortalecer nuestra masa muscular.

Excusa #3: "Yo soy demasiado viejo / jovén"
Esta excusa está directamente relaciona con la percepción que se tenga de la edad que con el yoga en sí. Si pensamos que somos demasiados viejos para hacer algo, entonces así será. Yo he vivido en Florida, el estado de los jubilados, y he conocido a personas mayores muy inspiradoras,
y quienes independientemente de su edad, aún les gusta disfrutar, conservar y mantener un estilo de vida activo y divertido, así como también he conocido a otras personas mayores que renuncian a la vida, demasiado pronto. Cada quien en su propio mundo ¿verdad?, sin embargo, al decir que uno es demasiado viejo o demasiado joven aún para practicar yoga es como decir que uno es demasiado viejo o joven para socializar. Está en nuestra naturaleza el movernos pues, como seres humanos, estamos destinados a caminar por lo que practicar yoga, puede ser visto como una herramienta útil para ayudar al cuerpo a moverse. Hoy en día, podemos encontrar muchos estilos de yoga incluyendo, yoga para personas mayores, yoga de silla, yoga en la piscina, yoga restaurativa, yoga terapéutica, yoga yin e incluso, hay yoga para niños y adolescentes, todo lo cual es estupendo porque cuanto antes se practique yoga, más probabilidades se tienen de conservar y mantener el cuerpo y la mente sana.

El yoga se adapta a las necesidades de cada individuo en particular y se ajustará a las condiciones físicas, mentales y emocionales en las que actualmente se encuentre la persona. El yoga no es y nunca será igual para todos. ¿Sabías que en la actualidad, el instructor de yoga más viejo del mundo tiene 98 años de edad? Su nombre es “Tao Porchon-Lynch” y desde el año 2012 fué reconocida y entró en el libro “Guinnes de los Records Mundiales” como la maestra de yoga actual más anciana del mundo; Yo por mi parte, espero seguir practicando el yoga hasta el final de mis días. Así que una vez más, el yoga es una herramienta útil que ayuda a que el cuerpo se mueva para así mantener los músculos, las coyunturas, el cerebro, la respiración  y el cuerpo humano en general, sano, fuerte  y en forma, sin importar tu edad.

Excusa #4: " Yo no tengo el tipo de cuerpo ideal"
Bien tengamos un cuerpo obeso, deportivo, de estatura baja, alta, huesudo, muscular, etc., eso  realmente no importa. Yo realmente disfruto mucho y me encanta ver que mis clases están llenas de estudiantes de todas las edades y con diferentes tipos de cuerpo. Es algo muy hermoso el poder ver la singularidad de cada quien,  todos con una misma fuerza y con la flexibilidad de un cuerpo humano sano,  moviéndose en total armonía y al mismo ritmo de su propia respiración. Nadie es demasiado nada para practicar yoga y beneficiarse de ella. Todos los tipos de cuerpo se benefician  practicándola y no sólo físicamente, sino también mental, emocional y espiritualmente. La práctica del yoga ayuda a desarrollar nuestra autoestima, nuestra propia aceptación y el amor por nosotros mismos, desarrolla nuestra auto-compasión y nos ayuda a tener una relación más profunda y más rica con nosotros mismos, independientemente de cual sea nuestro tipo de cuerpo.

Excusa #5: "Sexo / Raza / Condición Social"
El yoga no es exclusividad de los hombres como así pareciera ser en la cultura oriental, ni tampoco es exclusivo para las mujeres como así también pareciera ser en la cultura occidental; tampoco es exclusivo para las personas privilegiadas y definitivamente, no es exclusivo para ningún tipo de raza humana a pesar de sus antecedentes. El yoga está disponible y al alcance, es accesible y está abierta para todos los seres humanos, independientemente de donde nacieron. En realidad, todo lo que necesitamos para poder practicar el yoga es tener la fuerza de voluntad para hacerlo, el ser humilde para querer aprender, tener la mente abierta para permitir que la práctica del yoga nos enseñe nuevas cosas acerca de nosotros mismos, y el comprometernos con nosotros mismos y con nuestra práctica de yoga. Una muy buena noticia, es que hay más y más instructores de yoga enseñando y compartiendo la práctica del yoga con las organizaciones e individuos que deseen difundir los beneficios saludables de una práctica regular del yoga. El yoga continúa extendiéndose más allá de la raza, del género y de la condición social del individuo, y ya es enseñada en las cárceles, escuelas, parques, hospitales, oficinas gubernamentales y corporativas. Actualmente en los Estados Unidos de América, ya hay esfuerzos a nivel del Congreso para aprobar un Proyecto de Ley denominado "Law PHIT" ("Ley de Inversión de Salud Personal") que siempre y cuando sea aprobada, proporcionará más razones a los estadounidenses para mejorar su salud mediante la actividad física.

Excusa #6: "El yoga es un culto o una religión"
Fuera de las 5 excusas antes expuestas, yo diría que esta excusa es la que está más lejos de la verdad y sinceramente, me hace reír, si, ¡realmente lo hace!  Pues, hay un cierto nivel de desconocimiento en esta declaración y es la razón por la cual la dejé para el final.

El yoga es una filosofía muy antigua que se desarrolló en la antigua India posiblemente alrededor de los Siglos V y VI antes de Cristo. La palabra yoga "deriva de la palabra en sánscrito "yuj", que significa "unir o integrar". El yoga es un conjunto de 5.000 años de conocimientos del cuerpo y deriva de la India. El yoga es todo acerca de armonizar el cuerpo con la mente y la respiración, a través de medios de diversas técnicas de respiración, posturas de yoga (asanas) y meditación. "- Arte de Vivir. En la reciente publicación de Newsweek, en su Edición Especial al Yoga, dice que el yoga “en sí, mismo no es una religión pero sus orígenes van mucho más allá de lo tangible en su forma pura.” Sin embargo, también dice que el yoga “es una práctica religiosa Hindú antigua, cuya meta es alcanzar la liberación del espíritu al unir el alma del individuo con la esencia divina”.
 
Por consiguiente, es la percepción del ser humano y fanatismo que puede llegar a transformar la simple, pero a la vez compleja, filosofía del yoga en una especie de culto o religión. El yoga definitivamente no es ninguna secta así como tampoco es una religión. El yoga es un estilo de vida que nos enseña a vivir en armonía con nosotros mismos y con nuestro entorno. Así que cualquier persona y sin importar sus creencias espirituales, puede sin duda alguna practicar yoga; nadie debe obligarlos a cortarse un dedo y colocar gotas de sangre en algún tazón mágico para unir tu alma a un Dios humano raro y loco. El yoga simplemente es un viaje de auto-descubrimiento, es la auto-aceptación y la auto-transformación que empieza dentro de uno mismo, desde el lugar de nuestro equilibrio y serenidad interior, y la conexión interna con nuestro propio ser espiritual, y cuyo efecto secundario suele ser el desarrollo de una versión más saludable de nuestro cuerpo físico humano, así como de nuestra salud mental y emocional.

Por lo tanto y como puedes ver, el yoga es simplemente una práctica que implica al cuerpo, la respiración y la concentración de la mente en el momento presente, y ello se conoce como consciencia total, lo cual nos enriquece en todos los aspectos para desarrollar un bienestar general, permitiéndonos ser mejores seres humanos, y llegar a ser la mejor versión que de nosotros mismos podamos llegar a ser. Ante mis ojos, no veo nada extraño, nada raro o incluso nada mal con el yoga. Muchos estudios cada vez más demuestran que el mantener una práctica regular de yoga ayuda a controlar, reducir e incluso elimina los problemas tales como el exceso de peso corporal, la ansiedad, la depresión, la mala postura, la adicción, los traumas físicos y emocionales, falta de atención y concentración, falta de sueño y trastornos en la alimentación, trastornos post-partum, rehabilitación física, infelicidad y así sucesivamente.

Y si después de leer esto, sientes curiosidad y/o te motivas para ir a una clase de yoga, te animo e invito a que cuando puedas, trates de darle al yoga una oportunidad. Mi primer consejo es que comiences por tomar varias y diferentes clases y estilos de yoga para principiantes, con diferentes instructores de yoga; de esa manera puedes darte una justa oportunidad para que explores y descubras cuál estilo de yoga es el que más te gusta en este momento de tu vida, y también exponte ante diferentes instructores de yoga para que así puedas elegir cual es el que más
te inspire y motive. Y mi consejo final, es que disfrutes el viaje en tu práctica de yoga. Tómate tu tiempo, pero dedícate y permanece constante. No te precipites pues le quitará la diversión y perderás de las valiosas lecciones que el yoga nos enseña. También puedes disfrutar de mi artículo ¿Por qué Yoga? y saber cómo yo empecé con mi propia practica de yoga, y el artículo "4 pasos para continuar creciendo en tu práctica de yoga" esperando que los encuentres inspiradores para comenzar tu propia práctica.

Si deseas tomar cualquiera de mis clases de yoga o meditación por favor, visita mi horario. También ofrezco clase de yoga privadas y/o virtuales. Será un honor tenerlos en cualquiera de mis clases para que así podamos practicar juntos.

Les deseo todo lo mejor y espero que estas palabras puedan serles de gran ayuda. Si tienen alguna pregunta, no duden en ponerse en contacto conmigo. Siempre me sentiré feliz de saber de ustedes y ayudarles en todo lo que yo pueda. Donde quiera que estén, donde quiera que vayan, siempre sean ¡la luz!
 
Namaste almas bellas. 
~Yely

LET’S CONNECT

I would love to connect with you so please feel free to drop a few lines to say hello!
If you have any questions with regards to my yoga classes, meditation sessions, or about a plant based lifestyle, ask them here!  
If you would like to share any ideas on how we can collaborate and work together, let me know!  

Thank you! Your submission has been received!

Oops! Something went wrong while submitting the form :(